Té verde


También se conoce como: Camellia sinensis, polifenoles del té verde, 3-galato de epigalocatequina.

Posibles usos: El galato de epigalocatequina, principal polifenol del té verde, podría reducir el riesgo de tener cáncer de mama y otras formas de cáncer. Para hacer el té verde, los productores cuecen al vapor o calientan hojas frescas de Camellia sinensis poco después de la cosecha, lo que preserva los polifenoles naturales de la planta. Estos compuestos actúan como antioxidantes naturales que pueden prevenir el daño celular que provocaría el cáncer.

Dosis habitual: Entre 3 y 4 tazas por día. El té verde también está disponible en cápsulas, pero en la mayoría de las investigaciones se lo ha estudiado como infusión. Una taza de té verde contiene alrededor de 25 a 50 mg de cafeína y de 80 a 100 mg de contenido de polifenoles, según la intensidad del té y el tamaño de la taza.

¿Existen riesgos? El té verde tiene alrededor de 25 mg de cafeína por taza, menos que el té negro y el café. Sin embargo, si eres sensible a la cafeína, puede ponerte nerviosa y darte náuseas.

¿Qué muestran las investigaciones? En algunos estudios realizados en laboratorios y con animales, se ha comprobado que el galato de epigalocatequina limita el crecimiento de las células del cáncer de mama y de otros tipos de células cancerosas. En un estudio realizado en mujeres de origen asiático americano, se determinó que las que bebían más té verde tenían menos probabilidades de tener cáncer de mama. No obstante, se necesitan muchos más estudios acerca de la forma en que el consumo de té verde podría influir en el riesgo de tener cáncer de mama.

¿Te ayudó este artículo?

No
Evergreen-donate
Volver al inicio