Los niveles elevados de células inmunitarias en tumores de mama podrían predecir la respuesta del cáncer a los tratamientos

Los linfocitos que se infiltran en los tumores son leucocitos que abandonaron el torrente sanguíneo para pasar a un tumor cancerígeno. La médula ósea produce leucocitos, que son células inmunitarias, para que el cuerpo pueda combatir las infecciones.

Los investigadores se han preguntado si los tumores cancerígenos con niveles más elevados de estas células del sistema inmunitario acaso respondan mejor al tratamiento que los tumores con niveles más bajos de estas células, lo que daría a los pacientes mejores resultados y pronósticos.

Dos estudios recientes sugieren que los tumores de cáncer de mama con niveles elevados de linfocitos infiltrantes responden mejor a ciertos tratamientos, incluídas la terapia dirigida con Herceptin (nombre genérico: trastuzumab) y la quimioterapia con carboplatino.

Los dos estudios son: «Los linfocitos infiltrantes del tumor (TIL) indican beneficios por trastuzumab en cáncer de mama tipo HER2 positivo en etapa temprana (HER2+ BC)» [Tumor infiltrating lymphocytes (TILs) indicate trastuzumab benefit in early-stage HER2-positive breast cancer (HER2+ BC)] y «Número mayor de linfocitos asociados a tumores predice beneficio por suministro de carboplatino a tratamiento neoadyuvante para cáncer de mama tipo triple-negativo y HER2 positivo en etapa temprana en la prueba GeparSixto (GBG 66) [Increased tumor-associated lymphocytes predict benefit from addition of carboplatin to neoadjuvant therapy for triple-negative and HER2-positive early breast cancer in the GeparSixto trial (GBG 66)] Se presentaron estos estudios el 11 de diciembre de 2013 en el Simposio sobre Cáncer de Mama 2013 de San Antonio.

En el primer estudio, los investigadores observaron muestras de tejido con cáncer de mama de 445 mujeres diagnosticadas con cáncer tipo HER2 positivo en etapa temprana, e identificaron 156 casos de mujeres con cáncer de mama que tenían niveles elevados de linfocitos infiltrantes. Se había tratado a todas las mujeres con Herceptin y quimioterapia antes de la cirugía (los médicos denominan «neoadyuvantes» a los tratamientos que se administran antes de la cirugía).

El cáncer de mama positivo para HER2 tiene demasiadas copias del gen HER2/neu, que producen una cantidad excesiva de la proteína HER2. El cáncer de mama tipo HER2 positivo suele ser agresivo, así que los médicos pueden recomendar un tratamiento neoadyuvante en esos casos. El Herceptin ataca el cáncer de mama tipo HER2 positivo bloqueando la capacidad de las células cancerígenas de recibir señales de crecimiento.

Una de las formas en que los médicos determinan la eficacia del tratamiento neoadyuvante es observar el tejido que se extirpó durante la cirugía para ver si hay células cancerígenas activas. Si no hay células cancerígenas activas, los médicos denominan a esto una «respuesta patológica completa».

Los investigadores encontraron que casi la mitad (47,7 %) de las mujeres que tenían niveles elevados de linfocitos infiltrantes mostraron una respuesta patológica completa al tratamiento neoadyuvante. En general, menos de un tercio (31.7 %) de las mujeres participantes mostró una respuesta patológica completa.

Por cada aumento del 10 % en el número de linfocitos infiltrantes, hubo una reducción del 16 % en el número de mujeres con respuesta patológica completa.

Los resultados sugieren que el sistema inmunitario puede afectar los resultados del cáncer de mama así como influir en la forma en que el cáncer responde al Herceptin.

Con todo, los investigadores no están seguros de por qué algunas mujeres tienen niveles elevados de linfocitos infiltrantes en los tumores del cáncer de mama y otras no. Planean llevar a cabo más investigaciones para determinar qué proteínas pueden influir en la conducta de los linfocitos.

En el segundo estudio, los investigadores encontraron una relación similar entre los linfocitos infiltrantes y la respuesta del cáncer de mama al carboplatino.

El carboplatino es una forma de quimioterapia basada en platino. Esta debilita o destruye las células cancerígenas dañando el material genético celular y dificultando que las células reparen el daño genético.

Los investigadores analizaron muestras de tejido de 588 mujeres con diagnostico de cáncer de mama en etapa temprana tipo HER2 positivo o triple negativo. Encontraron que alrededor de un cuarto (24,7 %) de ellas tenía niveles elevados de linfocitos infiltrantes.

El cáncer de mama triple negativo es un cáncer de mama que es negativo para receptores de estrógeno, negativo para receptores de progesterona y negativo para HER2. Alrededor del 10 al 20 % de los casos de cáncer de mama (más de uno cada 10) son triple negativos. El cáncer triple negativo suele ser más agresivo que otros tipos de cáncer de mama.

Todas las mujeres que participaron en el estudio recibieron tratamiento neoadyuvante. Las mujeres a las que se diagnosticó la enfermedad tipo HER2 positivo fueron tratadas con una combinación de doxorrubicina y un taxano, así como con Herceptin y Tykerb (nombre genérico: lapatinib). La mitad de las mujeres recibió también carboplatino. Las mujeres a las que se diagnosticó la enfermedad triple negativo recibieron la combinación de doxorrubicina y taxano, así como Avastin (nombre genérico: bevacizumab). La mitad de las mujeres recibió también carboplatino.

Cuando analizaron el tejido extirpado durante la cirugía, los investigadores encontraron que, en general, 60,3 % de las mujeres con cáncer que tenían niveles elevados de linfocitos infiltrantes mostraron una respuesta patológica completa. Solamente el 35,8 de las mujeres con niveles reducidos de linfocitos infiltrantes mostraron la misma respuesta.

Los linfocitos infiltrantes parecen tener un efecto mayor sobre los tumores tratados con carboplatino. En mujeres que no recibieron tratamiento con carboplatino:

  • El 46,6 % de las mujeres con cáncer que tenían niveles elevados de linfocitos infiltrantes y el 33,5 % de las mujeres con cáncer que tenían niveles reducidos de linfocitos infiltrantes mostraron una respuesta patológica completa.

En mujeres que sí recibieron tratamiento con carboplatino:

  • El 75 % de las mujeres con cáncer que tenían niveles elevados de linfocitos infiltrantes y el 38,1 % de las mujeres con cáncer que tenían niveles reducidos de linfocitos infiltrantes mostraron una respuesta patológica completa.

Estos resultados tuvieron lugar con ambos tipos de cáncer de mama. En mujeres a las que se diagnosticó cáncer de mama triple negativo tratado con carboplatino:

  • El 76,2 % de las mujeres con cáncer que tenían niveles elevados de linfocitos infiltrantes y el 52,2 % de las mujeres con cáncer que tenían niveles reducidos de linfocitos infiltrantes mostraron una respuesta patológica completa.

En mujeres a las que se diagnosticó cáncer de mama tipo HER2 positivo tratado con carboplatino:

  • El 73,1 % de las mujeres que tenían niveles elevados de linfocitos infiltrantes y el 22,9 % de las mujeres con cáncer que tenían niveles reducidos de linfocitos infiltrantes mostraron una respuesta patológica completa.

«Este es el año en que el impacto del sistema inmunitario en el cáncer de mama se acerca a la realidad gracias al interés en los tratamientos de inmunomodulación», dijo la doctora Edith Pérez, profesora de medicina en la Clínica Mayo de Jacksonville y miembro de la Junta de Asesores Profesionales de Breastcancer.org. «Estas presentaciones muestran claramente que debemos prestar atención a los linfocitos infiltrantes porque son un factor que podría predecir los pronósticos de cáncer de mama, además de mostrar su importancia en la predicción de los beneficios que podrían tener los distintos tratamientos de la enfermedad».

Si bien los investigadores creen que los linfocitos infiltrantes podrían matar algunas de las células de un tumor cancerígeno, es necesaria una mayor investigación antes de que los médicos comprendan exactamente cómo funciona este proceso y por qué algunos cánceres tienen más linfocitos infiltrantes que otros.

No dejes de visitar Breastcancer.org para obtener la información más reciente sobre los linfocitos infiltrantes y cómo estos pueden afectar los resultados del cáncer de mama.


Read this page in English

Springappeal17 miniad sp1
Volver al inicio