Cómo ocurre el linfedema

Para entender cómo y por qué ocurre el linfedema, debes familiarizarte con el sistema linfático.

La cirugía y la terapia de radiación para el cáncer de mama pueden extirpar o dañar las importantes vías del sistema linfático: los vasos y ganglios linfáticos. Los tejidos del cuerpo que dependían de esas vías para enviar linfa corren riesgo de que haya una sobrecarga de líquido que conduzca a un linfedema. Pueden ser los tejidos de cualquier parte del cuerpo del lado tratado, como la mano, el brazo, la axila, el tórax y la parte superior de la espalda (por encima de la caja torácica). De a poco, se acumula linfa y el sistema linfático se satura, lo que produce inflamación, molestias y otros síntomas.

Al principio, puede haber inflamación leve, molestias o sensación de hormigueo en la zona afectada, y luego, con el tiempo, la inflamación puede hacerse más evidente. (Sin embargo, algunas mujeres informaron que la inflamación fue repentina, sin indicios de advertencia).Si ellinfedemaavanza, la inflamación, la sensación de molestia, pesadez o entumecimiento en la extremidad (u otra zona) pueden aumentar. Pueden producirse infecciones generalizadas como complicación del linfedema.

En estudios individuales, se informó que desde un 10 % y hasta un 90 % de las mujeres tienen linfedema después de la cirugía y la terapia de radiación para el cáncer de mama. Esta gama tan amplia de resultados puede deberse a uno de los siguientes factores: (a) los investigadores usaron diferentes formas para definir y medir el linfedema; (b) muchos de estos estudios involucraron a una pequeña cantidad de pacientes, o (c) muchos estudios se llevaron a cabo en mujeres a las que se les extirpó una gran cantidad de ganglios linfáticos, lo que solía ser la práctica estándar. En la actualidad, muchos especialistas estiman que el rango probablemente ronde el 20 % o el 30 %. Los especialistas también descubrieron una relación importante entre el alcance de la alteración del sistema linfático y el riesgo de linfedema. Cuantos más ganglios linfáticos te extirpen y cuanta más radiación recibas en la axila y el tórax, mayor será el riesgo. La obesidad o el aumento de peso después del tratamiento también aumentan el riesgo.

En esta sección, puedes aprender más sobre:

En palabras del experto

“Existen cuatro características muy importantes del linfedema que las mujeres deben tener en cuenta: Se manifiesta gradualmente. Suele evolucionar con lentitud. Avanza con el tiempo. Y, al principio, provoca síntomas que aparecen durante un tiempo y luego mejoran, lo que puede ser engañoso, ya que parece que todo está bien cuando en realidad no es así”.

— Nicole Stout, especialista en fisioterapia y terapeuta para el linfedema certificada por la Asociación de Linfología de América del Norte (LANA)

Read this page in English

Springappeal17 miniad sp1
Volver al inicio