Relajación muscular progresiva

Read this page in English


¿Qué es la relajación muscular progresiva?

La relajación muscular progresiva, o RMP, implica tensionar y relajar los músculos, en una parte del cuerpo a la vez, para generar una sensación de relajación física.

Algunos estudios en pacientes diagnosticadas con cáncer de mama revelaron que la RMP puede ayudar a reducir los siguientes síntomas:

  • náuseas
  • vómitos
  • ansiedad
  • depresión

Qué esperar de la relajación muscular progresiva

Los investigadores informan que los métodos de entrenamiento en relajación, incluso la RMP, funcionan mejor cuando la persona se entrena antes de iniciarse el tratamiento contra el cáncer. Además, los investigadores expresaron que, después de 2 horas de entrenamiento por parte de un especialista, las pacientes generalmente tienen el conocimiento necesario para practicar correctamente las técnicas por cuenta propia.

Para obtener una mejor idea de qué esperar de la RMP, intenta este ejercicio:

  • Comienza por tensionar y relajar los dedos de un pie.
  • Inhala mientras tensionas brevemente los músculos y exhala cuando liberes la tensión.
  • Progresivamente, trabaja de esta forma en dirección ascendente en una pierna, tensionando y relajando cada uno de los músculos.
  • Repite el proceso en la otra pierna.
  • Continúa en dirección ascendente con el resto del cuerpo, tensionando y relajando cada grupo muscular: abdomen, torso, pecho, dedos de las manos, brazos, hombros, cuello y rostro.
  • Cada vez que liberas intencionalmente la tensión en cada una de las áreas, puedes experimentar una sensación de alivio.

Requisitos del instructor de relajación muscular progresiva

No hay requisitos de diploma ni acreditación para enseñar la técnica de RMP, pero varios profesionales médicos han recibido formación en RMP como parte de su educación formal.

Entre los profesionales médicos que enseñan la RMP, se incluyen:

  • psicólogos
  • enfermeras psiquiátricas
  • profesionales médicos con formación en hipnosis
  • asistentes sociales clínicos

Varios hospitales y clínicas de tratamiento del cáncer ofrecen programas de formación en relajación, incluso RMP; por lo tanto, consulta con el médico para que te recomiende uno.

Para obtener más información sobre cómo buscar un médico que ejerza la medicina complementaria, consulta nuestra sección Cómo buscar un médico o terapueta.

Investigación sobre relajación muscular progresiva en personas diagnosticadas con cáncer de mama

En los estudios en personas diagnosticadas con cáncer de mama, se comprobó que la relajación muscular progresiva ayuda a reducir las náuseas, los vómitos, la ansiedad y la depresión.

En un estudio surcoreano publicado en 2005, 30 pacientes diagnosticadas con cáncer de mama recibieron formación en RMP e imágenes dirigidas. Otras 30 pacientes del estudio no recibieron formación alguna. Ambos grupos comenzaron un tratamiento quimioterapéutico de 6 ciclos. Los investigadores determinaron que las pacientes con formación en RMP e imágenes dirigidas experimentaron una menor cantidad de episodios de náuseas y vómitos relacionados con la quimioterapia en comparación con las pacientes que no habían recibido formación. Además, las pacientes que recibieron formación presentaron niveles de ansiedad y depresión considerablemente inferiores en comparación con las pacientes que no recibieron formación. Seis meses después de la finalización del tratamiento, el grupo que recibió formación todavía experimentaba una mejor calidad de vida en comparación con el otro grupo.

En un estudio publicado en 2002, 38 pacientes diagnosticadas con cáncer de mama usaron la RMP 1 hora antes de recibir quimioterapia, y RMP diaria durante otros 5 días. Cada sesión de RMP tenía una duración de 25 minutos. Las 38 pacientes se compararon con un grupo de 33 pacientes sometidas a quimioterapia sin RMP. En el grupo que practicaba la RMP, la duración de las náuseas y los vómitos se redujo considerablemente.

Factores importantes que debes considerar antes de probar la relajación muscular progresiva

Generalmente, la relajación muscular progresiva se considera una práctica segura, pero, como ocurre con todas las técnicas de relajación, hay ciertos riesgos:

  • Incrementos poco frecuentes de la ansiedad. En casos atípicos, el mayor nivel de consciencia corporal como consecuencia de la práctica de la relajación causa mayor ansiedad en lugar de reducirla.
  • Síntomas físicos muy infrecuentes. En algunas personas que usan técnicas de relajación, se registraron casos muy infrecuentes de dolor, palpitaciones y calambres musculares.

Las personas diagnosticadas con esquizofrenia y otros trastornos mentales deben evitar la RMP y otras formas de relajación.

Volver a Tipos de técnicas complementarias

¿Te ayudó este artículo?

No
C2a
C2b
Evergreen-donate
Volver al inicio