Insomnio (trastornos del sueño)

Read this page in English


Los trastornos del sueño ocasionales son normales en la mayoría de las personas. El estrés diario, la acidez o el consumo excesivo de cafeína o alcohol pueden hacer difícil conciliar el sueño.

El insomnio es diferente. Si muchas veces no puedes conciliar el sueño, permanecer dormida o dormir lo suficiente como para descansar, quizá tengas insomnio. El insomnio puede afectar a tu humor y a tu cantidad de energía, causar fatiga y dificultar el pensamiento y la concentración.

Los siguientes tratamientos del cáncer de mama pueden causar insomnio:

  • quimioterapia
  • Tykerb (nombre genérico: lapatinib), una terapia dirigida
  • Faslodex (nombre genérico: fulvestrant), una hormonoterapia
  • Arimidex (nombre genérico: anastrozol), una hormonoterapia
  • Aromasin (nombre genérico: exemestano), una hormonoterapia

Algunos medicamentos para el dolor también pueden causar trastornos del sueño.

Cómo tratar el insomnio

Si estás experimentando trastornos del sueño, consulta con tu médico sobre técnicas que te ayuden a relajarte. Tu médico puede decirte si un medicamento de prescripción o de venta libre puede ayudarte. Si un medicamento para el dolor origina los trastornos del sueño, tu médico quizá te indique otro.

También puedes intentar seguir estas recomendaciones que te ayudarán a conciliar el sueño más fácilmente:

  • No tomes siestas durante el día . Si tienes que tomar una siesta, no duermas más de una hora ni después de las 3 de la tarde.
  • Haz ejercicio durante el día para lograr sentirte cansada, liberar estrés y mejorar tu humor. Para asegurarte de no estar aún acelerada por el ejercicio cuando intentes dormir, lo mejor es ejercitar cinco o seis horas antes de acostarte, aproximadamente.
  • Evita el estrés por la noche . No hagas ejercicio, no hables por teléfono ni mires televisión antes de ir a dormir.
  • Relájate tomando un baño templado o haciendo que tu pareja te masajee la espalda.
  • Usa la cama solo para dormir . No leas, no mires televisión ni escuches música.
  • Lee antes de ir a la cama . Intenta leer un libro monótono o uno que hayas leído con anterioridad y te resulte tranquilizador; pero no leas en la cama.
  • No bebas mucha agua u otra bebida antes de ir a la cama. Esto disminuye tu necesidad de orinar en medio de la noche.
  • Ve a la cama y levántate todos los días a la misma hora para acostumbrar a tu cuerpo a un ritmo de sueño saludable.
  • Evita las bebidas alcohólicas . Quizá te ayuden a conciliar el sueño, pero pueden hacerte despertar en medio de la noche.
  • Deja de fumar . La nicotina es un estimulante y puede hacer que permanezcas despierta.
  • Limita la cafeína, en especial después del mediodía. Esto incluye café, gaseosa, chocolate y té.
  • Mantén tu habitación oscura y tranquila para lograr el mejor descanso.
  • Oculta los relojes de tu habitación. No te pondrás tan ansiosa por conciliar el sueño, si no sabes qué hora es.
  • Intenta con tapones de silicona para los oídos, si el ruido te mantiene despierta durante la noche.

¿Te ayudó este artículo?

No
C2a
C2b
Evergreen-donate
Volver al inicio