comscoreCáncer de mama (seno) metastásico: 20 términos que conviene conocer

Cáncer de mama (seno) metastásico: 20 términos que conviene conocer

Aquí incluimos 20 términos clave que te ayudarán a entender mejor el diagnóstico, los tratamientos y la experiencia de vivir con cáncer de mama metastásico.
 

Si a ti o a un ser querido les diagnosticaron cáncer de mama metastásico (cáncer de mama que se ha diseminado a otras partes del cuerpo, como el hígado, el cerebro, los huesos o los pulmones), probablemente te encuentres con muchos términos que no conoces mientras intentas aprender sobre la enfermedad.

Aquí incluimos 20 términos clave que te ayudarán a entender mejor el diagnóstico, los tratamientos y la experiencia de vivir con cáncer de mama metastásico.

1. Estadio avanzado: muchos médicos dividen los casos de cáncer de mama entre los de estadio temprano y los de estadio avanzado. El cáncer de mama de estadio avanzado incluye lo siguiente:

  • cáncer de mama metastásico que se ha diseminado más allá de la mama y de los tejidos cercanos hasta llegar a otras partes del cuerpo alejadas de la mama

  • cáncer de mama localmente avanzado que se ha diseminado al tejido cerca de la mama, pero no ha llegado a otras partes del cuerpo alejadas de la mama

Al hablar de la cantidad específica de estadios del cáncer de mama, el Instituto Nacional del Cáncer define como estadio temprano a los estadios I hasta el IIIA, y como estadio avanzado a los estadios IIIB, IIIC y IV.

2. Metástasis en los huesos: es cuando el cáncer se disemina desde el lugar donde apareció el tumor hasta los huesos. Los huesos son el lugar más común adonde se disemina el cáncer de mama. Le siguen los pulmones (metástasis pulmonar), el cerebro (metástasis cerebral) y el hígado (metástasis hepática).

3. Cancerversario: un día importante para cualquiera que haya padecido cáncer. Es un hito que tú defines y que es exclusivo de tu recorrido con la enfermedad. Por ejemplo, puede ser el día en que recibiste el diagnóstico o el día en que se declaró que no tenías evidencia de la enfermedad en el cuerpo. Puede ser un día de reflexión o de celebración. Conmemorar el día es una decisión muy personal.

4. Inhibidores de CDK4/6: medicamentos que se utilizan para tratar tipos de cáncer de mama metastásico que son positivos para receptores de hormonas y negativos para HER2. Las proteínas cinasas dependientes de las ciclinas 4 y 6 (CDK4/6), presentes tanto en células sanas como en células cancerosas, controlan la rapidez con la que crecen y se dividen las células. En el cáncer de mama metastásico, estas proteínas se pueden tornar hiperactivas y hacer que las células crezcan y se dividan sin control. Los inhibidores de CDK4/6 bloquean estas proteínas a fin de ralentizar o incluso detener el crecimiento de las células cancerosas.

5. Ensayos clínicos: estudios de investigación en los cuales un grupo de personas acepta recibir tratamiento con medicamentos nuevos bajo estricta supervisión. El objetivo es ayudar a los médicos a identificar tratamientos eficaces con la menor cantidad posible de efectos secundarios. Los ensayos clínicos ayudan a lograr avances en la atención habitual. Todos los avances recientes en el tratamiento del cáncer de mama metastásico (inhibidores de PARP, medicamentos de inmunoterapia e inhibidores de CDK4/6) se lograron gracias a ensayos clínicos. Si te interesa participar en un ensayo clínico, habla con el médico para que te informe si hay ensayos que podrían resultar adecuados para tu caso. También puedes utilizar la búsqueda de ensayos sobre cáncer de mama metastásico tool para encontrar ensayos clínicos que puedas evaluar con el médico.

6. “De novo”: cuando se habla de cáncer, la frase “de novo” (de nueva aparición) hace referencia a la primera vez que el cáncer aparece en el cuerpo. Cuando a una persona le diagnostican cáncer de mama metastásico “de novo”, quiere decir que la enfermedad metastásica es el primer diagnóstico. El cáncer de mama metastásico “de novo” no es una recurrencia, y la persona nunca recibió un diagnóstico de la enfermedad en un estadio temprano.

7. Análisis genéticos: los Análisis genéticos sirven para buscar cambios o mutaciones heredadas en los genes que puedan estar vinculados con el cáncer. Si te diagnosticaron cáncer de mama metastásico, saber si tienes ciertas mutaciones genéticas, como las de los genes BRCA1 o BRCA2, puede afectar tus opciones de tratamiento.

8. Cuidados para pacientes terminales: se trata de un programa que brinda cuidados especiales a personas que se enfrentan al final de la vida (en general, en un plazo de seis meses) y que han dejado el tratamiento para tratar de controlar o curar la enfermedad. Los cuidados para pacientes terminales se centran en mejorar la calidad de vida en lugar de tratar el cáncer. Estos cuidados ofrecen apoyo físico, emocional, social y espiritual a personas diagnosticadas con cáncer y a sus familias. El objetivo es lograr mantener a la persona tan cómoda y alerta como sea posible. Los cuidados para pacientes terminales se ofrecen normalmente en el hogar, pero también se pueden brindar en un hospital o en un centro de larga estancia. Es importante saber que los cuidados para pacientes terminales no son lo mismo que los cuidados paliativos.

9. Inmunoterapia: los medicamentos de inmunoterapia emplean el sistema inmunitario del cuerpo para atacar a las células cancerosas. Se utilizan dos tipos principales de medicamentos de inmunoterapia para tratar el cáncer de mama metastásico: los inhibidores de puntos de control inmunitario y las inmunoterapias dirigidas.

Los puntos de control inmunitario son proteínas del cuerpo que ayudan al sistema inmunitario a diferenciar entre las células propias y los invasores externos, como las bacterias dañinas. A veces, las células cancerosas encuentran maneras de utilizar estas proteínas de puntos de control inmunitario como escudo para evitar que el sistema inmunitario las identifique y las ataque. Los inhibidores de puntos de control inmunitario bloquean estas proteínas y ayudan al sistema inmunitario a reconocer y atacar a las células cancerosas.

Las terapias dirigidas contra el cáncer son tratamientos que actúan selectivamente sobre características específicas de las células cancerosas, como las proteínas que les permiten crecer con rapidez o de manera anómala. Algunas de estas terapias funcionan como los anticuerpos que el sistema inmunitario produce de forma natural. Estos tipos de inmunoterapias dirigidas ayudan al sistema inmunitario a reconocer el cáncer.

10. Metastásico: cuando el cáncer de mama se vuelve metastásico o hace metástasis, significa que el cáncer se ha diseminado desde el lugar donde se originó el tumor en la mama hacia otras partes del cuerpo lejos de la mama, como los huesos o los pulmones. En idioma inglés, al cáncer de mama metastásico también se lo conoce por sus siglas: MBC.

11. Metavivor o metathriver: METAvivor es el nombre de una organización sin fines de lucro que recauda fondos para la investigación del cáncer de mama metastásico, incluidos tratamientos y calidad de vida. Además, busca generar conciencia sobre el cáncer de mama metastásico y los problemas específicos que surgen cuando se vive con la enfermedad. En inglés, los términos “metavivor” y “metathriver” (que podrían traducirse como “metaviviente” y “metafloreciente”) hacen referencia a la forma en que muchas personas con un diagnóstico de cáncer de mama metastásico deciden definirse como convivientes con la enfermedad que disfrutan una vida plena con alegría, amor y esperanza.

12. Sin evidencia de enfermedad: cuando no hay evidencia detectable del cáncer de mama en el cuerpo después de que el médico te examina o te haces una prueba por imágenes después del tratamiento, los médicos utilizan el término “sin evidencia de enfermedad” (cuyas siglas en inglés son NED).

Si bien es muy bueno que no se encuentre evidencia de enfermedad, no significa que estés curada. Si los médicos consideran que no presentas evidencia de la enfermedad después de recibir tratamiento del cáncer de mama metastásico, es probable que debas continuar tratándote para evitar que el cáncer regrese. Puede ser útil pensar en el cáncer de mama metastásico como una enfermedad prolongada, como la diabetes, que tiene que controlarse, en lugar de pensar que es una afección breve, como un resfriado, que puede curarse.

13. Inhibidores de PARP: medicamentos de terapia dirigida que se utilizan para tratar el cáncer de mama metastásico negativo para HER2 en personas con una mutación heredada en los genes BRCA1 o BRCA2.

El ADN contiene información genética tanto en células sanas como en células cancerosas. Las células pueden presentar daños en el ADN de forma espontánea o por exposición a factores específicos del ambiente (demasiado sol, por ejemplo), que aumentan las probabilidades de daños. Pero las células son capaces de detectar y reparar los daños en el ADN. Cuando se daña el ADN de una célula sana y el daño no se repara, esa célula puede volverse cancerosa.

La función de los genes BRCA1 y BRCA2 es mantener el crecimiento normal de las células y evitar el desarrollo del cáncer. Pero si hay una mutación en el gen BRCA1 o en el gen BRCA2, aumenta el riesgo de padecer cáncer de mama y de otros tipos porque estas mutaciones genéticas interfieren en la capacidad de las células de reparar los daños en el ADN. La enzima poli-(ADP-ribosa)–polimerasa (PARP) repara los daños en el ADN, tanto en células sanas como en células cancerosas. En algunos estudios, se descubrió que los medicamentos que interfieren en la acción de la enzima PARP (la inhiben) hacen que sea muy difícil para las células cancerosas con una mutación en los genes BRCA1 o BRCA2 reparar los daños en el ADN. Debido a esto, las células cancerosas tienen mayores dificultades para sobrevivir. En otras palabras, un inhibidor de PARP disminuye las probabilidades de que algunas células cancerosas sobrevivan a los daños en su ADN.

Se pueden utilizar inhibidores de PARP para tratar el cáncer de mama metastásico negativo para HER2 en personas que tienen una mutación heredada en los genes BRCA1 o BRCA2. Por eso, puede ser importante para las personas diagnosticadas con cáncer de mama metastásico que se hagan análisis genéticos.

14. Cuidados paliativos: el objetivo de los cuidados paliativos es tratar el dolor físico que causa el cáncer u otra enfermedad grave, así como ayudar a controlar el estrés y la ansiedad que pueden acompañar el diagnóstico de cáncer de mama. Los cuidados paliativos se pueden brindar junto con otro tratamiento activo del cáncer de mama. Los cuidados paliativos se ofrecen para prevenir o tratar los síntomas y los efectos secundarios del cáncer y de su tratamiento, además de cualquier problema psicológico, social y espiritual relacionado. A menudo, estos cuidados están a cargo de un equipo multidisciplinario que puede incluir médicos, personal de enfermería, nutricionistas matriculados, farmacéuticos, psicólogos y trabajadores sociales. Los cuidados paliativos se pueden recibir en cualquier momento durante el tratamiento del cáncer, inmediatamente después del diagnóstico y hasta los últimos días de vida. Es importante saber que los cuidados paliativos no son lo mismo que los cuidados para pacientes terminales, ya que estos últimos son un tipo de cuidado paliativo que se ofrece al final de la vida.

15. Recurrencia: cuando el cáncer regresa después de haber recibido tratamiento, se llama recurrencia. Cuando el cáncer regresa en la misma mama, se llama recurrencia local. Cuando el cáncer de mama regresa en otra parte del cuerpo lejos de la mama, como los huesos o los pulmones, se llama “recurrencia metastásica o distante”.

16. Ansiedad ante pruebas médicas: las personas diagnosticadas con cáncer de mama metastásico se hacen varias pruebas por imágenes al año para controlar cómo está funcionando el tratamiento y asegurarse de que el cáncer no esté creciendo ni se esté diseminando a otras partes del cuerpo. Muchas se sienten particularmente ansiosas cuando está por llegar la fecha del estudio o mientras esperan los resultados, y llaman a esto “ansiedad ante pruebas médicas”.

17. Estadio IV: el cáncer de mama metastásico o en estadio IV es un cáncer que se ha diseminado más allá de la mama y que ha llegado a otras partes del cuerpo, como los huesos, los pulmones, el hígado o el cerebro. Se puede detectar cáncer en estadio IV en el primer diagnóstico. Los médicos llaman a esto “de novo”. También puede ser una recurrencia de un cáncer de mama anterior que se ha diseminado a otras partes del cuerpo.

Una aclaración sobre la estadificación: La Sociedad Americana contra el Cáncer (ACS) y el Instituto Nacional del Cáncer (NCI) afirman que el estadio de un caso de cáncer no cambia tras el diagnóstico. Entonces, si a una persona le diagnostican cáncer de mama en estadio II en 2010 y, luego, el cáncer regresa en los huesos en 2015, técnicamente, se considera que se trata de un caso de cáncer de mama en estadio II con recurrencia metastásica en los huesos. De todos modos, esta no es la manera en que la mayoría de la gente, incluidos los oncólogos, piensan y hablan sobre el cáncer. Si el cáncer de mama regresa en una parte del cuerpo lejos de la mama, la persona que lo padece y los médicos, por lo general, creen que el cáncer se encuentra en estadio IV o es metastásico. La ACS y el NCI afirman que el estadio del cáncer no cambia para poder hacer un seguimiento de las personas diagnosticadas a lo largo del tiempo y llevar la cuenta de cuántas personas diagnosticadas con cáncer en un estadio en particular tienen una recurrencia, así como el tipo de recurrencia. Esto les permite a las organizaciones recopilar estadísticas sobre resultados relacionados con el cáncer.

“Sin duda es confuso”, comenta el Dr. Brian Wojciechowski, asesor médico de Breastcancer.org. “Pero si pensamos en los pacientes y en su experiencia personal con la enfermedad y en cómo nosotros tomamos decisiones sobre el tratamiento, no importa si se trata de un cáncer en estadio II con recurrencia metastásica en los huesos o en estadio IV. En la práctica, los términos ‘metastásico’ y ‘estadio IV’ se usan de manera indistinta”.

18. Terapias dirigidas: las terapias dirigidas contra el cáncer de mama metastásico son tratamientos que actúan selectivamente sobre características específicas de las células, como las proteínas que les permiten a las células cancerosas crecer con rapidez o de manera anómala. Por lo general, las terapias dirigidas tienen menos probabilidades de dañar las células sanas y normales que la quimioterapia. Algunas de estas terapias funcionan como los anticuerpos que el sistema inmunitario genera de forma natural. A estos tipos de terapias dirigidas algunas veces se las llama “inmunoterapias dirigidas”.

19. Descanso del tratamiento: vivir con cáncer de mama metastásico puede ser como correr una carrera larga, en la que necesitas encontrar el ritmo. A veces, es necesario hacer una pausa en el tratamiento para que el cuerpo pueda descansar y recuperarse, en especial si sufres efectos secundarios preocupantes. Habla con el equipo médico sobre tu calidad de vida, tus metas y cualquier evento especial próximo para poder elaborar un plan de tratamiento que incluya descansos cuando los necesites.

20. Inoperable: con respecto al cáncer de mama metastásico, esto significa que el cáncer no se puede extirpar por completo mediante cirugía.

Revisado por 2 advisers médicos
 
Jennifer L. Armstrong, MD
Paoli Hematology Oncology Associates
Brian Wojciechowski, MD
Sistema de salud Crozer Health, área de Filadelfia, PA
Conoce más sobre el Comité de Asesoría

— Se actualizó por última vez el 29 de junio de 2022 15:04