Únete

Alrededor de una cuarta parte de las mujeres a las que se les diagnostica cáncer de mama se endeuda para pagar el tratamiento; las mujeres pertenecientes a minorías tienen mayor probabilidad de sufrir problemas financieros

Gracias al perfeccionamiento de las pruebas diagnósticas y a los avances en los tratamientos del cáncer de mama, muchas personas ahora viven más tiempo que antes después de recibir el diagnóstico.

Se han iniciado nuevas investigaciones centradas en los problemas especiales que enfrentan los sobrevivientes a largo plazo, entre los que se incluyen un aumento en el riesgo de padecer otras enfermedades, problemas relacionados con la salud mental y problemas económicos.

Las personas que sobreviven 2 años o más después del diagnóstico de cáncer se consideran sobrevivientes a largo plazo.

Un estudio sugiere que alrededor del 25 % de las sobrevivientes a largo plazo de cáncer de mama se endeudan para pagar su tratamiento. La mujeres pertenecientes a minorías tienen mayor probabilidad de endeudarse a causa del tratamiento del cáncer de mama que las mujeres blancas.

El estudio fue publicado en línea el 24 de marzo de 2014 por la revista científica Journal of Clinical Oncology. Lee el resumen de “Long-term Financial Burden of Breast Cancer: Experiences of a Diverse Cohort of Survivors Identified Through Population-Based Registries” (Carga financiera a largo plazo del cáncer de mama: experiencias de una cohorte variada de sobrevivientes identificadas mediante registros de base poblacional) (en inglés).

Los investigadores buscaron información en las bases de datos del Programa de vigilancia, epidemiología y resultados finales (SEER) de Detroit y Los Ángeles para identificar a las mujeres a las que se les había diagnosticado cáncer de mama de 2005 a 2007 en estas dos ciudades. Las bases de datos del SEER constituyen vastos registros de casos de cáncer provenientes de todos los Estados Unidos, actualizados por los Institutos Nacionales de la Salud.

No se incluyeron en el estudio las mujeres con diagnóstico de cáncer de mama metastásico, es decir, con cáncer que se ha propagado hacia otra parte del cuerpo más allá de la mama.

Luego, los investigadores enviaron a las mujeres una encuesta referida a la carga financiera a largo plazo del cáncer de mama que incluía preguntas sobre:

  • si les había empeorado la situación financiera desde que les habían dado el diagnóstico
  • si les había empeorado la situación financiera a causa del cáncer de mama
  • el total de gastos médicos que debieron desembolsar de su bolsillo y cómo los habían pagado
  • el monto de la deuda por gastos médicos
  • cambios en su situación laboral
  • el grado de “privación” financiera, como no tener medicamentos, perder una consulta con el médico o una cita para hacerse una mamografía, dejar que venza el seguro médico, pedir la interrupción de servicios públicos o tener que mudarse de casa debido a los gastos médicos

Las mujeres fueron encuestadas dos veces: una vez aproximadamente 9 meses después de recibir el diagnóstico y otra vez 4 años después de recibirlo.

De las 1.502 mujeres que respondieron ambas encuestas, la mitad informó que pagaba menos de 2.000 dólares de gastos médicos de su bolsillo y la otra mitad informó que pagaba más de 2.000 dólares. Más concretamente:

  • El 17 % de las mujeres dijo que había gastado más de 5.000 dólares en tratamiento médico.
  • El 12 % dijo que aún tenía deudas y estaba pagando el tratamiento médico 4 años después de haber recibido el diagnóstico.

En general, alrededor del 25 % de las mujeres encuestadas dijo que su situación financiera había empeorado desde que le habían dado el diagnóstico de cáncer de mama. Alrededor del 77 % de estas mujeres señaló que el agravamiento de la situación financiera se debía, al menos en parte, a la enfermedad.

Los investigadores hallaron varios factores relacionados con el agravamiento de la situación financiera debido al cáncer de mama, entre los que se incluyen:

  • tener un ingreso familiar menor de 50.000 dólares
  • tener menos de 65 años
  • tener un empleo a tiempo parcial en el momento del diagnóstico
  • trabajar menos horas después de haber recibido el diagnóstico
  • falta de cobertura amplia para medicamentos de venta con receta
  • recurrencia del cáncer de mama (el cáncer vuelva a aparecer)
  • recibir quimioterapia

Las mujeres pertenecientes a minorías tenían mayor probabilidad de estar endeudadas debido a gastos médicos que las mujeres blancas:

  • El 9 % de las mujeres blancas tenía deudas.
  • El 15 % de las mujeres negras tenía deudas.
  • El 17 % de las mujeres latinas que hablaban inglés tenía deudas.
  • El 10 % de las mujeres latinas que hablaban español tenía deudas.

Casi el 20 % de las mujeres dijo que había experimentado algún tipo de carencia, es decir, había pasado privaciones por haber tenido que pagar gastos médicos. En algunos casos, las mujeres se quedaron sin medicación por no poder pagarla. Las mujeres negras y las latinas que hablaban inglés tenían mayor probabilidad de pasar privaciones como consecuencia de los gastos médicos:

  • El 11 % de las mujeres negras dijo que había pedido la interrupción de los servicios públicos porque no podía pagar las cuentas.
  • El 4 % del total de mujeres dijo que había tenido que mudarse de casa a causa de los gastos médicos.

Los resultados de este estudio son preocupantes. Resulta angustiante saber que tantas mujeres tienen problemas financieros debido al cáncer de mama y preocupa saber que no hacen el tratamiento y pierden su casa debido a los costos médicos.

Si te han diagnosticado cáncer de mama y no tienes seguro o estás desempleada, el pago del tratamiento puede parecerte abrumador. No entres en pánico ni dejes de asistir a las consultas con el médico ni interrumpas el tratamiento. Hay recursos a tu disposición que te ayudarán.

En el consultorio de tu médico, pueden entregarte una lista de organizaciones que ofrecen asistencia financiera para medicamentos y el tratamiento del cáncer de mama, así como organizaciones locales que ofrecen asistencia financiera para necesidades prácticas tales como transporte, alimentos y servicio de guardería. Muchos laboratorios cuentan con fondos especiales para ayudar a solventar el costo de los medicamentos.

En la sección Cómo pagar por la atención de Breastcancer.org, hay recursos dentro de los Estados Unidos que pueden ayudarte. Si vives fuera de los Estados Unidos, pregúntale a tu médico qué recursos hay en tu país.


Springappeal17 miniad sp1
Volver al inicio